Home

Por Carlos Soto

Si Pits, Logística, Ceratra y Cunsac no serian tan eficientes, los productos que se suelen vender en Tottus no llegarían a tiempo para su despacho. Son cuatro empresas encargadas del transporte y carga de los productos comerciales para las tiendas más importantes y concurridas de Lima.

En el principal almacén de Saga Falabella, en Villa El Salvador, el trabajo de distribución y reparto no cesa las 24 horas del día. Ceratra va camino a cumplir cuatro años trabajando para Saga, es, de las cuatro, la empresa con mayor tiempo en este oficio. Cada empresa cuenta con aproximadamente 50 trabajadores que laboran en turnos de día o de noche. Ceratra tiene a 45 personas en planilla.

Mario Núñez es uno de los 15 que trabajan en el almacén de noche. Su labor es, como la de sus compañeros, cargar con productos comerciales los diez camiones de reparto con los que cuenta Ceratra.

El ingreso del personal nocturno, al cual pertenece Mario, es a las diez, previa revisión de los vigilantes en la puerta principal. Dentro del almacén está Lévano Salazar, supervisor de Ceratra del turno de la noche. Al igual que los supervisores de las empresas restantes Lévano tiene como función controlar la asistencia del personal, y de asegurarse de que al término de la faena los diez camiones estén llenos.

 Refrigeradoras, congeladoras, lavadoras, Lcds y plasmas son algunos de los artefactos más pesados que tiene que cargar Mario y sus compañeros. El llenado de cada camión les corresponde a tres personas y se demoran poco más de dos horas en terminar la carga. También es parte de la mercancía los sacos de arroz, azúcar, harina, de fideos y de otros productos comestibles que juntos sobrepasan las dos toneladas. Y para subir semejante peso al camión Mario y los dos que le acompañan hacen uso de la estoca, una especie de montacarga pequeña y manual.

Cuando Abraham rojas llega al almacén a las ocho de la mañana, el camión con el que tiene que repartir lo encuentra cargado de productos.

Bajo la supervisión de Juan Serna, el del turno de día, Abraham con dos ayudantes más y los nueve camiones restantes salen del almacén hacia las tiendas de Tottus en todo Lima.

Cada camión tiene que llevar mercadería para dos Tottus en un mismo día. Así que para llegar al primer punto, los camiones a más tardar tienen que salir a las 8:30 de la mañana; para después realizar, casi al medio día, su segunda carga.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s